«LA SANTIDAD CONSISTE…

…EN ESTAR SIEMPRE ALEGRES»

Don Bosco vivió su manera de ser hijo de Dios bajo la clave
del “amor”.
Un amor filial a Dios manifestado en la entrega y dedicación total a
los jóvenes. Don Bosco trabajó siempre por Jesús, tuvo muy presente que “Dios
se hizo carne”
y él mismo se encarnó en los problemas de sus jóvenes. Confiaba
en ellos y les hacía ver la grandeza que se hallaba en el fondo de sus
corazones aún cuando ellos no sabían que Dios estaba dentro de sí mismos.

Tuvo especial
devoción por los sacramentos de la Eucaristía y la Reconciliación y así mostraba
a Jesucristo resucitado, capaz de vencer la misma muerte y capaz, por lo
tanto, de vencer el mal y el pecado. Presentó la santidad como el “estar
siempre alegres”.
Así mismo veía en la Virgen María una verdadera Madre en quien
poder confiar
. Creyó siempre que María llevaría a buen término todas las obras
iniciadas porque es ella la primera interesada en salvar a la juventud.
Todas estas virtudes nos enseña Don Bosco a vivirlas en
la vida diaria, no sólo en las ocasiones de fiesta o en los días que puedan resultar más fáciles.
Inculcaba a  sus
jóvenes que cumplieran con diligencia sus deberes de estudio o de trabajo,
que fueran responsables, alegres, que se divirtieran, que cantaran o
participaran en los juegos del patio o en las excursiones que se organizaban; todo podía acercar a Dios, siempre y cuando lo hicieran por y con amor.
Pidamos a San Juan Bosco patrono de la juventud, que haga
arder nuestros corazones y el de todos los jóvenes en deseos de santidad, de
vivir y entregar sus vidas al servicio de los demás.
“Seguid derrochando vida yo os esperaré en la gloria…Y no
olvidéis mirar al cielo, más arriba siempre hay sol, más arriba siempre hay
sol, más arriba ¡siempre hay sol!»
Desde Novipost felicitamos a toda la Congregación Salesiana, especialmente a los que están más cerca de nosotras. Nos unimos en la oración, y pedimos a Don Bosco y a María Auxiliadora, que acreciente siempre en vosotros la fidelidad al carisma tan especial que se os ha confiado.