NADIE TIENE MÁS AMOR…

 …QUE EL QUE POR LOS OTROS ENTREGA LA VIDA

En este mes tan especial para nuestra Congregación,
celebramos el paso de esta vida a la Vida de las Beatas Madre Carmen y Madre
Carlota
. Ellas son nuestro modelo, ejemplo y estímulo en el camino de
seguimiento y consagración a Dios. Sabemos que desde el cielo, nos acompañan,
nos guían e interceden por nosotros.

Estas dos mujeres se lo jugaron todo, con valentía, humildad
y fortaleza por seguir a su Dios y Señor; y trabajaron incansablemente para
llevarlo a todas las almas. Desde su circunstancia concreta, siempre a través
de la entrega a los hermanos, el perdón, la disponibilidad, la fidelidad y la
infinita confianza en la Providencia, hicieron de su vida un Sí al Amor

Nos dice el Papa Francisco en su Exhortación Apostólica
Gaudete et exultate: “Cada santo es un
mensaje que el Espíritu Santo toma de la riqueza de Jesucristo y regala a su
pueblo”.
  Ellas amaron profundamente
el Carisma recibido como una gracia, obra de Dios que conduce a la santidad.

Nuestra meta es estar con los santos en el cielo, con todas
las personas de todas las épocas alabando a Dios y disfrutando de Él. Que Madre
Carmen y Madre Carlota rueguen por todos nosotros, para que, con los ojos fijos
en el Señor, corramos hacia ella, hacia el premio al cual nos llama Dios en
Cristo Jesús.