ME HAS SEDUCIDO SEÑOR…

…Y yo me dejé seducir
En este día, El Novipost se llena de alegría y quiere compartir con vosotros una gran noticia. Desde tierras Nicaragüenses, cruzando el atlántico, llega directa a la casa Madre una nueva Hermana. Su nombre: Josselyn. a ella le preguntamos ¿Qué haces aquí? ¿A qué has venido?
«Estoy aquí porque quiero corresponder al que me amó primero
y poder  serle  fiel hasta el final y darle infinitas gracias
por haberse fijado en esta pequeña sierva que le busca , y tiene ansia de estar con Él y
consagrarme en esta Congregación de Hermanas Franciscanas
 uniendo  mi sí al de mi Madre Santísima
repitiendo, como Ella:

«He aquí la esclava del Señor, hágase en mi según tu
palabra»
.
Mi deseo desde ahora es poder ser la esposa fiel que el Señor quiere y
abrirle las puertas de mi vida para que sea Él quien viva en mi, porque solo Él
me ha amado desde el primer instante de mi concepción y se ha entregado por amor, y por
ese amor deseo hacer su santa voluntad aceptando su llamada y perseverar hasta
el final.»

Al Señor le damos gracias por este regalo tan grande que es la vocación de nuestra hermana Josselyn y le pedimos para ella la santa perseverancia. Y con Francisco exclamamos llenas de alegría ¡EL SEÑOR ME DIO HERMANAS!