HOLA…

… Soy una chica Africana, hoy quiero recordar ciertas experiencias que son la causa fundamental de mi vida y compartir un poco la llamada que el Señor me ha hecho.

Nací en una familia católica en la parte este de Kenia. He vivido una vida normal afrontando los retos normales de la vida como cualquier niña africana.

A la edad de doce años, comenzó la catequesis y después de unos años fui bautizada y recibí la primera comunión en el mismo año. Poco a poco mis ojos se abrieron, admiraba mucho a los grupos juveniles de la parroquia…

¿Quieres saber cómo sigue? Pues entra en la web, y podrás leer mi testimonio completo.