Escuela de Animadores 2016 de Paz y Bien en Pizarra

Octubre 2016 Albergue Madre Carmen. Pizarra, Málaga
EA 2016, encuentro, familia, un milagro de Amor…

Quisiera agradecer a Jesús, el privilegio de haber podido participar en la EA 2016. Ha sido una experiencia llena de familiaridad, de trabajo profundo y provechoso. Me quedo con el sentir y el pensar de los animadores y hermanas, que hemos coincidido por nuestra preocupación por Paz y Bien, y con el deseo de querer trabajar todos juntos.

Ha sido hermoso sentir que todos queremos nuestro movimiento. Necesitamos ser animadores que animen no sólo con el corazón, sino con la razón a niños, jóvenes y adultos. Que se enamoran de Jesús y lo sientan como el mejor Amigo, Padre y compañero en sus vidas. Somos un instrumento en sus manos, y no somos nosotros quien hacemos, sino que es Jesús quien decide cómo, cuándo y dónde.

Necesitamos formarnos, comprometernos con la Iglesia a través de nuestro movimiento. Estar al día con lo que nos pide el Papa Francisco. Tenemos las herramientas: El Evangelio, la oración y los sacramentos, y dos ejemplos a seguir: Madre Carmen y San Francisco.

Hemos vivido en esta EA 2016, el deseo de acoger en nuestras vidas el carisma de Madre Carmen, de sentirnos parte de esa gran familia de las Hermanas Franciscanas de los Sagrados Corazones. Ha sido muy grande el que la Madre General tuviera la amabilidad de compartir con nosotros. Nos hemos sentido acogidos, escuchados y nos ha hecho ver que «ya» formamos parte de la familia franciscana.

Ser animador es un estilo de vida, una opción que nos da la oportunidad de hacer real las palabras del Evangelio: «Lo que habéis recibido gratis, dadlo gratis», y  es también un compromiso, una responsabilidad.

He sentido en esta EA 2016, que todos, como hijos de Madre Carmen, tenemos un misma meta: «Mirar al cielo, y que se acrecienten en nosotros, el deseo de ir por esos mundos a enseñar a niños, jóvenes y adultos a conocer y amar a Dios».

Con el corazón en fiesta y confiando en la Misericordia de Dios, solo me quedar dar las gracias a todos, porque ha sido enriquecedor.  Nos subimos al tren de Paz y Bien y nos ponemos en marcha. ¡Bendito sea Dios que tanto nos quiere!
Ana Vicaria, Mataró

En Paz y Bien recibo descanso, a Dios, encuentro, hermanos, familia, hogar… Es mi familia y mi hogar. ¡Es algo muy grande! ¡Nos duele Paz y Bien porque también es nuestro!
Pilar Montes, Osuna


En Paz y Bien, recibo un sentido. Intento que sea mi estilo de vida. Cuando una persona es animador debe enterarse de lo que es antes de serlo. Es un estilo de vida, de todos los días, no solo la reunión.
Es mi casa, mi familia… Yo no digo que pertenezco a Paz y Bien, yo soy de Paz y Bien, son las 24 horas del día. Es un estilo de vida. Está dentro de mí y nos lo planteamos al formar una familia.
Ángela, Antequera


Es un camino. Es el camino que Dios ha querido para nosotros. No es una chaqueta que te pones los viernes, intentamos que sea un estilo de vida. Lo sentimos nuestro. Nuestra gran propuesta de mejora: Es mirar a Madre Carmen. Ella anduvo por estos caminos. Era revolucionaria. Fue capaz de tener cercanía, de empezar con poquísima gente y mira la que lío. Quería que todos nuestros colegios y nuestras casas hubiera espíritu de familia.
Carlos, Palma del Río

Y ahora puedes…

  1. Ver desde aquí las fotografías.
  2. Visitar el canal de canciones: «Para Ti es mi música de Paz y Bien».
  3. Unirte al Twitter de Paz y Bien desde aquí.
  4. Visitar el canal de vídeos en YouTube desde aquí.
  5. Acercarte a Jesús con: «Tú oración semanal y en familia».

Escribe tu comentario y compártelo con tus amigos de Paz y Bien. Ya sabes que en Paz y Bien tienes un montón de sorpresas para compartir…