EL BEATO JUAN PABLO II DICE…

«La liturgia del Adviento, empapada de constantes alusiones a la espera gozosa del Mesias, nos ayuda a comprender en plenitud el valor y significado del misterio de la Navidad»